descubre, windows

Windows 10: ¿Qué trae de nuevo y cómo funciona?

Tu próximo ordenador se llama Xbox One

Potencia y capacidad no le falta a la consola de Microsoft para acometer las tareas de ocio y productividad que se buscan en un ordenador de sobremesa. Dada la versatilidad de la próxima versión de Windows y que Xbox 360 no se queda corta en cuanto a prestaciones, la conjunción del nuevo SO y la noticia de la próxima aparición de dos periféricos para la consola tan específicos como son un ratón y un teclado dejan bien claro uno de los propósitos que tienen en Redmond sobre la utilidad que casi de inmediato se va a poder dar a un dispositivo que hasta ahora no se identificaba con la productividad.

El primer paso ya ha sido confirmado por Microsoft: el compromiso de ofrecer una versión completa del inminente Windows 10 en las consolas Xbox One. Aunque por el momento no se ha concretado una fecha sobre la disponibilidad no parece claro que vaya a tratarse de un plazo muy largo para que se convierta en una realidad la posibilidad de emplear la consola de Microsoft como si de un ordenador personal se tratase.

Dado el carácter de universalidad que desde Microsoft han querido impregnar en la próxima versión de su SO, parece claro que si está instalado en la consola no habrá problema para ejecutar nuestra copia registrada de Office, por ejemplo, de manera que podamos convertir la consola en instrumento de productividad personal y profesional.

Y por si faltaba algo para completar la ecuación, el propio Phil Spencer, director de la división XBox de Microsoft, ha anunciado hoy mismo a través de su propia cuenta en Twitter que están trabajando en el desarrollo del soporte de teclado y ratón en la Xbox. Algo que, por cierto, probablemente también agradará a algunos jugones que encuentran en esta combinación de periféricos una combinación de su agrado, que no todo va a ser manejar juegos con el mando inalámbrico habitual para estos fines. Desde títulos de estrategia hasta los de combate en primera persona, son legión quienes estarán encantados, incluso a efectos bien alejados de la productividad, de conectar ratón y teclado a una Xbox.

Tampoco es desdeñable esta posibilidad dado que una Xbox One con ratón y teclado y acceso completo a apps de Windows 10 puede verse como equivalente por unos 300 € a un ordenador personal capaz de manejar Office… pero también de ejecutar los videojuegos de la popular consola.

De esta forma además Microsoft se aseguraría completar una más de las “patas” del mercado en la dicotomía hardware/software. Dado que todo tipo de dispositivos puede ejecutar Windows 10, Microsoft conseguiría disponer de una flota de dispositivos propios ejecutándolo: los tablets/portátil híbrido que supone Surface, los smartphones de Lumia y la consola/ordenador personal Xbox One. El resultado sería así uno de los ecosistemas más completos de la industria.

fuente

http://www.appy-geek.com/Web/ArticleWeb.aspx?regionid=54&articleid=45330248&source=wordpress

Anuncios
windows

Windows 10: una nueva generación. Preguntas y respuestas desde Microsoft México